local_offer Religiosas local_offer Lituania

La celebración de los 25 años de la Asunción en Lituania

L eventJueves, 24 Septiembre 2020

Voir les photos

El Jubileo, un tiempo excepcional del misterio de Cristo y de la salvación del hombre, y de la historia de la Asunción en Lituania. ¡El jubileo, el júbilo, la alegría y la acción de gracias, nos invitó a un tiempo de celebración, un tiempo para recordar y dar gracias al Señor! Este año se cumple el 25º aniversario de este sueño en la fundación o del regreso de los deseos y la fe de nuestras primeras hermanas lituanas que fueron a Bélgica, a Dinamarca o a Italia entre las dos guerras mundiales para entrar en la Asunción.

El 25º aniversario de la Asunción en la tierra postsoviética, al salir del régimen comunista, marca una nueva etapa, nuevos deseos, sueños y perspectivas en una nueva situación del país, que, después de haber vivido las crisis económicas, políticas y sociales, el paso y la purificación de su identidad, se hace más consciente de la libertad ad intra y ad extra. El Jubileo de Plata, en cualquier caso, para nosotras, las seis hermanas de la comunidad de la Asunción de Vilnius, es un "año santo", un tiempo de llamada a la renovación y a la santidad.

El tema de este año jubilar fue elegido con alegría y entusiasmo unánimemente en nuestra Regla de Vida: "La alegría es para aquellos que tienen el coraje de acogerla". "(RV 45) es una invitación a seguir a Jesús que da esta alegría interior en el tiempo, en la fidelidad y en la perseverancia. La canción del jubileo nació de estas palabras y resonó en una explosión de alegría durante nuestra celebración.

La Eucaristía de acción de gracias se celebró el 25 de enero, (la fiesta de la conversión de San Pablo - un guiño del Señor) con nuestros amigos que llenaron nuestra gran iglesia del Beato Jurgis Matulaitis, nuestra Parroquia que se convirtió en el primer hogar y escuela de vida de nuestras primeras hermanas, que tuvieron el valor o la locura de comenzar la Asunción en Vilnius. Así que celebramos en el corazón de la iglesia, con la iglesia y los amigos de la iglesia. Fue hermoso ver a gente tan diferente y diversa en esta asamblea reunida para celebrar con nosotras: amigos laicos y colaboradores de la Asunción, profesores de nuestro colegio, feligreses, las antiguas y nuevas samaritanas, amigos sacerdotes (entre ellos los que han servido en esta parroquia), amigos del Centro Social, de las comunidades Fe y Luz y Betsata, amigos de los numerosos cursos "Alfa", religiosos y religiosas de las diferentes comunidades y todos aquellos que participaron en sus corazones y no pudieron venir este día. Tuvimos la alegría de recibir a nuestra provincial, la hermana Marie Sophie, que después de su visita a nuestra comunidad, pudo compartir la alegría de la fiesta; las hermanas Anna Kristina y Alma volaron desde Bruselas para unirse a nosotros. Durante la Eucaristía, el cardenal Audrys Juozas Bačkis habló de los momentos históricos de la presencia de las Hermanas de la Asunción en la diócesis de Vilnius, la grandeza y las dificultades de una elección de vida. Unas de estas alabanzas fueron para la escuela del Beato Teofilius Matulionis.

Después de la Eucaristía se invitó a todos a un aperitivo y a escuchar los testimonios de los primeros pasos de la Asunción en Lituania y sus experiencias vividas en la Asunción durante estos 25 años. Anna Kristina, que pisó por primera vez esta tierra desconocida hace 28 años, desempeñó un papel crucial en la fundación de Lituania, mencionó algunos recuerdos, aventuras y el primer sueño de la fundación; la hermana Benedicte, la primera Hermana que fue enviada para comenzar la vida de comunidad en Vilnius, recordó su llamada a dejar a su querida Francia y volver a decir un “si” al Señor en Lituania; El padre Aušvydas Belickas, que era el vicario en la parroquia de J. Matulaitis en ese momento, contó sus primeros encuentros con las hermanas de la Asunción y las aventuras para comprar la casa de las hermanas en la colina no muy lejos de la parroquia. Justė Rakauskienė, la primera laica implicada en el "Camino de vida" de la Asunción y fundadora del Centro Social Infantil "María Eugenia" en un pueblecito desfavorecido, Karvis, que se marchó con su marido, Paulius, a Guatemala como AMA; compartió su experiencia en la misión y su camino de crecimiento en la fe en la Asunción. Y finalmente, la directora de nuestra escuela en T. Matulionis, Violeta Ališauskienė, que compartía su propia vocación y su elección al aceptar ser la directora de nuestra escuela, también nos recordó el camino de la escuela que acogió la espiritualidad de la Asunción y la educación, a través de las virtudes naturales que apuntan a la transformación de la sociedad a través de los valores del Evangelio.

El día del jubileo fue coronado con una enorme tarta de cumpleaños decorada con el escudo de la Asunción y el himno de bendición que bendice a todas las hermanas de la Asunción en la asamblea.

A la apertura de este año, seguirán otras celebraciones y acontecimientos a lo largo del año: la celebración en la escuela de T. Matolions; la fiesta de las antiguas samaritanas de todas las generaciones que han pasado por nuestra casa de Balingradas; las vacaciones compartidas con otras hermanas de Europa para dar lugar a una experiencia con el gusto del país; el retiro comunitario de discernimiento, etc. Pero sabemos que el jubileo sólo tiene valor a través de las etapas que lo preparan. Cada celebración, cada encuentro, cada acontecimiento compartido en la vida cotidiana de este año, nos autorizan a decir que los años que lo precedieron nos han permitido recoger todo esto en un espectáculo de fuegos artificiales de acción de gracias, y nos da el deseo de marcar esta importante etapa revisando el sueño inicial de Dios para la Asunción en Lituania, a la luz de la realidad de hoy. ¡ALELUYA!