local_offer Religiosas

Provincia de África Central: Ceremonia de entrega y toma del nuevo servicio e instalacion de la Hermana Delphine y sus consejeras

P eventMartes, 29 Noviembre 2022

El sábado 15 de octubre de 2022 se celebró el paso del servicio de la Hermana regional, Astrid a la nueva Hermana Regional, Delphine, y al nuevo Consejo Regional

La celebración comenzó a las 11 de la mañana en la capilla de la comunidad de Yaoundé. La Monición de entrada inicio la ceremonia y continuó con la entrega e instalación de la nueva regional, Sor Delphine Barmi.

 Después de la lectura del nombramiento de la nueva regional por la saliente, Sor Astrid, orientó sus palabras con tres pistas dirigidas a la nueva Regional: escuchar a sus hermanas, presentar al Señor la situación de la Región y de cada una de las hermanas y, finalmente, ofrecerse al Señor y mirar al mundo con los ojos de Dios.

A continuación, recibió la Palabra de Dios como fuente de inspiración y alimento diario, la Regla de Vida como fuente de identidad, la lista de las hermanas jóvenes, las que están en formación y finalmente la antorcha del amor de Cristo por la Región.

Después de este primer momento, las hermanas pasaron para el acto de obediencia, seguido de la acogida e instalación de las consejeras (Sor Solange Immaculate, Sor Bibiane Marie y Sor Marie Solange). Luego fue el turno de las palabras de las jóvenes en formación, de las hermanas jóvenes y de las superioras de las comunidades.

A las 12.15 horas, comenzamos la Misa de acción de gracias presidida por el obispo Emmanuel Dassi Youfang. Podemos afirmar que fue una acción de gracias, en primer lugar, por la hermana Astrid por su servicio prestado al frente de la Región durante los últimos seis años, y también una acción de gracias por el sí de la hermana Delphine.

De la homilía podríamos subrayar, en general:  La confianza y la gran responsabilidad, para hacer, en todo, la voluntad de Dios. Este hacer la voluntad de Dios se expresa en la escucha, en el discernimiento para orientar. Para cumplir esta voluntad de Dios, destaca tres principios básicos:

- La voluntad de Dios es buscar la santificación porque la vida consagrada nació para ser un signo permanente. En todo debe buscarse la propia santificación personal y la de la comunidad;

- La voluntad de Dios es amar a Dios con todo el corazón, las fuerzas y el alma, y amar a los hermanos, empezando por los más cercanos;

- La voluntad de Dios es que todos sean uno.

 

Para terminar, un pequeño compartir muy familiar y la despedida. 

                                                          

Marcelline Djuikouo,

Amiga de la Asunción.